Crisis global se trasladará a la tercera edad

el

Desde hace unos años  ya es una realidad que la población más vulnerable del planeta son los ancianos, pero difícilmente ellos atraen la misma simpatía que atraen otros grupos poblacionales a pesar de que tarde o temprano todos podemos llegar a la tercera edad.

La Organización Mundial de la Salud, ha informado que la población mundial está envejeciendo rápidamente. Entre 2015 y 2050 la proporción de la población mundial mayor de 60 años se multiplicará casi por dos, pasando del 12% al 22%. ¿Cuál será su situación post COVID-19? Aún no esta claro.

Pero lo que sí complica la situación es el encierro por la cuarentena. La salud mental y el bienestar emocional tienen la misma importancia en la edad mayor que en cualquier otro periodo de la vida, pero los trastornos neuropsiquiátricos representan el 6,6% de la discapacidad total (AVAD) en este grupo etario. Es decir, aproximadamente un 15% de los adultos de 60 años o mayores sufren algún trastorno mental.

La organización de la Naciones Unidas, recuerda que más de un 20% de las personas que pasan de los 60 años de edad sufren algún trastorno mental o neural (sin contar los que se manifiestan por cefalea) y el 6,6% de la discapacidad en ese grupo etario se atribuye a trastornos mentales y del sistema nervioso.

 


PUEDES LEER TAMBIÉN

Desafíos de la salud mental: Miradas intensamente cargadas de amor

INSM atiende vía internet a pacientes psiquiátricos

 


 

“Estos trastornos representan en la población anciana un 17,4% de los años vividos con discapacidad. La demencia y la depresión son los trastornos neuropsiquiátricos más comunes en ese grupo de edad“, informa la OMC.

¿Qué tan grave es? Los trastornos de ansiedad afectan al 3,8% de la población de edad mayor y los problemas por abuso de sustancias psicotrópicas, casi al 1%; asimismo, aproximadamente una cuarta parte de las muertes por daños autoinfligidos corresponden a personas de 60 años de edad o mayores. Es frecuente que los problemas por abuso de sustancias psicotrópicas en los ancianos se pasen por alto o se diagnostiquen erróneamente.

Lamentablemente, la misma OMC reconoce que el personal sanitario y los propios ancianos no identifican los problemas de salud mental en su verdadera dimensión, y el estigma de las enfermedades mentales propicia que las personas sean aún más reacias a buscar ayuda. Por ello, es más importante que nunca estar alertas.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s